Las ocupaciones femeninas más sexuales (según los hombres).

Las ocupaciones femeninasLo que a nosotras, mujeres parece bastante común, puede de veras calentar a los hombres. Por ejemplo, la profesión ordinaria de profesora o periodista. Usted se sorprenderá, pero muchos hombres sueñan con pasar la noche con una profesora seria, que lleva gafas o con una chica, que toma notas muy rápido en su cuaderno.
Y no estamos hablando de juegos de rol, sino de las fantasías sexuales masculinas muy específicas.

1. AZAFATA

Todo está claro. Azafatas son las mujeres guapas, esbeltas, vestidas de faldas ajustadas, que ofrecen bebidas con una sonrisa deslumbrante. Además, las miembras de cabina es un misterio. Nunca sabe donde va a estar mañana: tal vez, desayune en París, y quizás, cene en Roma. ¿Qué podría ser más romántico y sexual? Estas chicas parecen ser libres a los hombres como un pájaro, lo que, sin duda, quieren atrapar.

2. PERIODISTA

Si el hombre nunca ha visto una serie sobre la periodista atractiva, de todos modos, él sabe que las chicas que trabajan en los medios de comunicación son increíblemente amujeradas, elegantes, seguras de sí mismas, y sobre todo, abiertas para entablar conocimientos nuevos.
Por supuesto, todos sabemos que todo no es tan sencillo, pero que piensen como quieran – las mujeres periodistas lo aprecian.

3. ENFERMERA

Ella iré al quite cuando más se lo necesite, no tener miedo de ver la sangre – es admirable.
En cualquier tienda de bienes para adultos se puede encontrar una bata blanca corta sexual.
No por casualidad sus creadores ven a las enfermeras de esa manera. Además, las enfermeras tienen algún tipo de moralidad y limpieza, que también calenta mucho a los hombres.

4. CAMARERA

Todo el santo día usted corre con una bandeja por la sala y piensa que tiene aire de una persona poco atractiva, aunque los hombres piensan de manera muy diferente. Para ellos, una chica amigable, vestida de ùn delantal limpio es la cristalización de sexualidad. No es sorprendente que la mayoría de representantes del sexo fuerte elijan los establecimientos culinarios no porque la comida sea buena y sabrosa, sino porque, en particular, la camarera amable, con sonrisa dulce les traerá un aperitivo.

5. CAMARERA DE HABITACIONES

Por supuesto, no se trata de una mujer de limpieza, vestida de un uniforme gris, guantes de goma. A los hombres les gustan las mujeres que mantienen el orden en las casas y apartamentos de la gente rica. Las mujeres jóvenes en un uniforme se ven muy atractivas. Es probable que la razón sean las películas demasiado explícitas y los mismos trajes que se venden en las tiendas de sexo. Aunque el deseo de “divide y vencerás”, no hay que olvidar. Les gusta sentirse dueños de la vida, nada menos que un dueño dirá: “Yo derramé la leche en la cocina, limpie el suelo, por favor” y luego observa el proceso.

6. GERENTE

A unos hombres les atraen las mujeres líderes, que mandan a diestro y siniestro. Que hacer – uno quiere dominar, mientras que otros -obedecer. Los segundos eligen tales mujeres autoritarias que saben lo que quieren obtener de la vida. Y, por regla general, estas señoras no sólo manejan sus subordinados, sino también sus emociones, sin dar un ataque de histeria, y por lo tanto no inventan problemas innecesarios.

7. SECRETARIA

Siempre recogida, siempre amable y, en cualquier momento, está lista a servir una taza de café – es la mujer ideal. Además, usted puede comenzar el lío de oficina con una secretaria, al menos, los hombres directivos prefieren considerar así. También, quizá, hayan visto muchas películas en cuanto a tales situaciones.

8. PROFESORA

Uno podría pensar que el secreto de la atracción de las profesoras son las gafas, porque, como sabemos, los hombres encuentran este accesorio muy sexual. Sin embargo, la razón de que la profesión de profesora está en nuestra lista, es otra: la bella profesora – es el quebradero de muchos chicos, y cuando los chicos se hacen mayores, tienen ganas de hacer valer su imaginación juvenil, es decir, pasar la noche con su profesora, que antes era inaccesible.
Sin embargo, pocos tienen éxito: al final, casi todas las profesores es la gente de “las reglas.”

9. MANIQUÍ

Es tan claro que resulta aburrido. A los hombres les gustan en su mayoría, las chicas guapas de piernas largas, de las portadas de revistas y que pasan por la pasarela. Sin embargo, hay una salvedad en esta pasión: pasar la noche con un modelo está listo casi cada hombre, pero tener una relación seria pueden sólo personas aisladas. Las dietas constantes aburren demasiado a los hombres, viajes de largo plazo y las miradas penetrantes de otros admiradores.

10. MONITORA DE GIMNASIO

Hermosa, delgada, esbelta, e incluso hace tales ejercicios, que es imposible apartar la vista, ya que es ideal de la sexualidad femenina. Los hombres apoyan esta opinión, por eso, comienzan a comprar abonos para un gimnasio sólo con el fin de admirar la elasticidad de glúteos de las mujeres entrenadores. Pues, un cuerpo delgado es el fetiche de mayoría de los representantes del sexo fuerte.

11. ACTRIZ

Vamos a decir gracias a Megan Fox, Angelina Jolie y Scarlett Johansson – son ellas que obligan a nuestros hombres a pegarse a la pantalla del televisor, que no responden a nuestras palabras “vas a comer la sopa o el segundo plato”. En tal caso, sería mejor correr a una escuela de drama y convertirse en un sex-símbolo, u organizar mini-teatro casero: ponerse los mismos trajes, de que ha sido mencionado antes, y recordarle de otras fantasías sexuales. La emotividad, la extravagancia, y, a veces, la inclinación al epatage son peculiares para las actrices y cantantes.
Además, las representantes de esta profesión están siempre diferentes y sorprenden por el cambio de su imagen. Es imposible acostumbrarse a ellas – esto es exactamente la calidad que inequívocamente conquista a los hombres.

12. AGENTE DE POLICÍA

La chica linda en uniforme austero es el objeto de sueños de cada hombre. El servicio de custodia es “peligroso y difícil”, requiere dedicación, coraje, arrojo, capacidad intelectual y la forma física excepcional para combatir el crimen, porque tienen que hacerlo al igual que los hombres. En definitiva, una chica es capaz, incluso, en esta profesión no convertirse en una soldada y preservar encanto y feminidad. Siempre conquistará el corazón del hombre más exigente: No hay nada más sexy que una combinación armoniosa de la fuerza de la mente (y el cuerpo) y la debilidad femenina.