La exposición de los mitos acerca de la salud masculina y la potencia

Mucha gente se equivoca de lo que se refiere a la salud masculina y el funcionamiento de las funciones sexuales en el organismo masculino. Cada hombre tiene su potencial sexual que está proporcionado no en una, pero en las 15 mujeres, creen los andrólogos. Ellos están seguros de que precisamente esta fuente de la potencia masculina les permite sobrevivir en el mundo. En este artículo vamos a aclarar de los que nuestros creencias es la verdad y lo que es la pura equivocación no tiene nada que ver en la práctica.

La mayoría de los hombres descuidan de su salud masculina

En la mayoría de los casos, los hombres no tienen la tendencia de hablar sobre sus problemas íntimas abiertamente con los demás, ellos prefieren ocultar sus fallos en la cama, los trastornos sexuales, la disfunción eréctil y no tienen la valentía suficiente, al menos, para ir al médico. Pero esto no significa que ellos no se preocupan por su salud y sus capacidades sexuales. La naturaleza regaló la autonomía masculina al sexo masculino del nuestro planeta, por lo tanto ellos intentan de resolver sus problemas por su propia cuenta sin la ayuda de la gente que les rodea. El hombre que constantemente se queja en su salud masculina a todos sus conocidos, como el resultado puede perder la credibilidad entre sus amigos y dejarse del valor masculino en los ojos de una gran parte de la humanidad.

La menopausia masculina

La andropausia también puede ser referida al ranking de los mitos más populares sobre la salud masculina y la potencia. Hasta hoy, ningún científico no podía verificar la existencia de la andropausia masculina, pero todavía los médicos no dejan de disfrutar este tema. La andropausia no tiene nada que ver con la menopausia femenina, tanco como la sexualidad masculina no depende de la cantidad y la calidad de la testosterona producida en el cuerpo masculino. Por supuesto, la testosterona es la hormona sexual principal para los hombres y la que responde de la realización de la mayoría de las funciones sexuales, las capacidades de la fertilización masculina, el deseo sexual, la calidad de la erección y el orgasmo y así sucesivamente. Con la edad el nivel de la producción de la testosterona se reduce, debido a la fisiología y el envejecimiento del cuerpo de un hombre. Este proceso es inevitable, pero en la edad de los 50 el hombre puede vivir una vida sexual llena del sexo y las caricias íntimas.

En la edad avanzada el hombre experimenta la extinción de la actividad sexual bajo la influencia de una gran número de los factores, tales como, los problemas con el sistema cardio vascular, el incremento de la sensibilidad con los cambios climáticos y muchos otros. Pero no hace falta olvidar de que el estilo de la vida influye directamente en el estado de la salud masculina, su potencia y las enfermedades son las consecuencias secundarias de la vida que vive un hombre (no hablamos de la herencia genética). El hombre que una mitad de su vida pasaba con una botella del alcohol, fumaba mucho e ignoraba las actividades físicas puede decir “Adiós” a su actividad sexual, a su potencia y decir “Hola” a los trastornos sexuales y la disfunción eréctil. En este caso la andropausia no tiene ninguna relevancia.

El camino hacia el corazón masculino está a través del estomago

Se cree que la mujer que sabe cocinar deliciosamente puede seducir “con un toque” a cualquier hombre. Pero en la realidad lo ocurre ¿así o no? Una mayoría de los representantes del sexo fuerte ha negado este mito. De hecho, los hombres sueñan de conocer a una mujer sensual, con la comprensión y la que cuida, entonces cuando los talentos culinarios están muy por detrás de estas cualidades importantes para los hombres.

Desde la antigüedad, nuestros antepasados ​​inspiraron las generaciones posteriores, que el hombre verdadero tiene que comer grandes porciones de comida. Y si él se come un poco, entonces o bien la enfermedad le ha superado, o él es débil o está enfermo. Por supuesto, el hombre gasta más energía por el día que las mujeres, y por lo tanto tiene que comer más que las mujeres. Pero como se suele decir que es necesario comer para vivir, y no al revés. Si un hombre ha desarrollado una pasión enfermiza por la comida, un exceso de calorías a su vez muy rápidamente se transforma en una capa de grasa en los muslos y el abdomen, lo que afecta negativamente a la potencia. Tanto como el sobrepeso suprime la producción de la testosterona y favorece la producción de las hormonas sexuales femeninas en el cuerpo masculino, lo que resulta en los trastornos sexuales, la disfunción eréctil, la falta de la erección lo que no permite a realizar la función reproductiva de un hombre.

La prostatitis y los mitos relacionados con esta enfermedad

El exceso de la publicidad de los medicamentos que son creados para deshacerse de la prostatitis imparte involuntariamente a nosotros la idea de que cada hombre de 40 años de edad, en cualquier modo tiene que tratar la glándula prostática. Además, la prostatitis provoca la reducción la potencia, y como la consecuencia – el cáncer de próstata.

En realidad, todo es mucho más halagüeño. Los problemas con la potencia – a menudo es un problema en nivel psicológico, y no es la culpa de próstata. Pero la posibilidad de la aparición de un tumor debido a prostatitis – esto es sólo la especulación sin la pruebas reales.

Hoy en día la prostatitis se trata muy rápidamente, especialmente si se detecta a tiempo. E incluso si la enfermedad está en marcha, la medicina moderna puede mejorar significativamente la situación de un paciente.

Todo sobre el tamaño del pene

Uno de los temas más populares de la discusión, tanto entre los hombres, como las mujeres es el tamaño del pene. A menudo, los representantes de la fuerte mitad de la humanidad sienten algunos complejos que han surgido después de ver porno y hablar con los amigos sobre el sexo (donde todo está por lo general una mentira). Se trata del hecho de que algunos hombres tienen el miedo pánico lavarse en las duchas públicas y no pueden usarse con un urinario en lugares públicas.

En realidad, la longitud de un pene en reposo no va a decir nada acerca de su tamaño en el momento de la erección. A menudo, un pene muy grande se aumenta sólo un poco en el estado de la erección, mientras que un pequeño miembro se aumenta al menos dos veces más. Durante la erección del pene la longitud puede variar de 7 a 26 cm, y el promedio se considera de ser 13-17 de cm.

La masturbación: los mitos y la realidad

Incluso en el siglo 18, los médicos creyeron ampliamente que la masturbación masculina es extremadamente perjudicial para la salud masculina. Por ejemplo, un médico de Suiza S. Tissot escribió un libro que la masturbación puede causar la ceguera. Además, muchos médicos creen que la masturbación provoca un cambio de orientación. Por eso, en los tiempos pasados los muchachos fueron terminantemente prohibidos masturbarse.

Hasta la fecha de hoy, el 96% de los hombres participan regularmente en la masturbación, y los médicos han demostrado desde hace tiempo que este proceso no es capaz de causar cualquier cambio de la orientación o provocar la ceguera. Por el contrario, a veces incluso la masturbación puede ser beneficiosa. Por ejemplo, puede ayudar a eliminar la tensión sexual y liberar los espermatozoides que se acumularon durante la abstinencia sexual prolongada, y para evitar la aparición de los procesos de estancamiento en la próstata y el desarrollo de la disfunción eréctil es recomendable de vez en cuando masturbar.