¿Cómo salvar la potencia con la llegada del clima frío?

Los hombres no siempre son muy responsables con el cuidado de su salud masculina y no prestan la atención necesaria para la potencia con los cambio temporales. Sin embargo, ninguno de ellos no quieren enfrentarse con los trastornos sexuales en el futuro con el indicador principal de su poder – la potencia. Si, por ejemplo, durante el tiempo caliente el cuerpo masculino es capaz de hacer frente a tales factores adversos, como el tabaquismo, una mala nutrición, la falta del sueño, las situaciones estresantes, la vida sexual irregular y así sucesivamente, pues con la llegada del período frío la situación se vuelve ser mucho más difícil. Usted puede preguntar: ¿por qué lo ocurre así? La respuesta es bastante simple, con el fin de dominar las infecciones y virus que son tan comúnes y resistir el frío, el cuerpo humano necesita un extra gasto de su fuerza y energía. Y si no hablar sobre el bienestar general del hombre en el invierno, la potencia también está en el peligro. Cuando en la calle la temperatura está bajo el cero y el representante de sexo fuerte está vestido inapropiadamente (demasiado ligero), pues hay un alto riesgo de enfriar los órganos genitales que se refleja inmediatamente en su función reproductiva y las capacidades sexuales.

La potencia en el otoño frío y en el invierno

Los científicos siempre dicen que los ritmos anuales y diurnas tienen la influencia en el cuerpo humano, y si creer en sus conclusiones, pues el invierno como tal y el período frío no afectan el estado de la potencia, pero es actual sólo en el caso cuando está excluida la posibilidad de un fuerte sobreenfriamiento. Precisamente en este período se aumenta la posibilidad de caerse enfermo con las enfermedades y las inflamaciones del sistema urinario, en particular – la inflamación de la glándula prostática (prostatitis) – que muchos hombres toleran bastante difícil y que en el futuro tiene las consecuencias desagradables para la salud masculina y su vida íntima.

Por otra arte, al final del otoño e invierno mucha gente sufre del estado de la depresión, se nota el empeoramiento del estado del ánimo, la actividad sexual y el deseo sexual se reduce, y todo el tiempo está presente el sentido de la falta del sueño. Muchos tienen el sentido de la fatiga, se sienten la debilidad y letargo, y prefieren relajarse en el sofá viendo la televisión, no hacer la noche de tormenta llena de la pasión y del sexo brillante, todo esto se debe a la disminución en los niveles de testosterona que es responsable del deseo sexual y libido. Muy a menudo, tal estado se lleva a cabo en la primavera, pero será mejor si usted ayuda a su cuerpo, incluso en el invierno para estar en buena forma. Por supuesto, no se puede juzgar a todos iguales, porque cada persona reacciona de manera diferente a las condiciones climáticas iguales, que alguien está dispuesto a tener relaciones sexuales todo el año, independientemente de la temperatura exterior.

Las recomendaciones cómo conservar la potencia en el período frío

Hay que siempre vestirse en la ropa caliente, tener cuidado de todas las partes de su cuerpo: brazos, piernas, cabeza y otros, ayuda al cuerpo a no desperdiciar su energía para calentarse. El atributo obligatorio de su guardarropa en invierno y el período del otoño frío deben ser: los zapatos calientes, sombrero, bufanda, ropa interior larga y que puede guardar la temperatura normal en las zonas genitales, guantes, chaqueta.

Trate de dormir lo suficiente cada día, porque cuando el cuerpo está cansado, es mucho más difícil de tratar una variedad de virus e infecciones. Una u otra enfermedad o infección puede afectar desagradablemente el estado de la potencia, el funcionamiento correcto del sistema reproductor masculino, favorecer el desarrollo de los trastornos sexuales, tales como la falta de la erección y los problemas con la eyaculación (eyaculación precoz o retrasada).

Es recomendable en el período frío beber muchos líquidos, especialmente útil sería té caliente con miel y rodaja de limón. Miel es la fuente principal de la glucosa natural que favorece la producción de la testosterona que determina el estado de la salud masculina, su deseo y la excitación sexual. Si un hombre no quiere enfrentarse con la in fertilidad masculina, él debe cuidar la calidad y la cantidad de los espermatozoides en su semen para dar la luz a las siguientes generaciones.

Hay que asegurarse de que su cuerpo está recibiendo la cantidad suficiente de todos minerales necesarios (especialmente zinc, selenio) y vitaminas (C, A, B, E) que son tan importantes para el funcionamiento correcto del sistema reproductor. Todas estas sustancias se pueden encontrar en los alimentos, pero en la temporada de frío se les permite recurrir al uso de complejos de vitaminas y minerales especiales que se venden en las farmacias. Los hombres tiene que prestar la atención para un elemento que es esencial para la potencia masculina – zinc – un componente fundamental para el estado de las cosas exitoso en la cama.

Tire diablo para los cítricos (greyfrut, naranja, limón), en los que hay una gran cantidad de vitaminas útiles y necesarias para los hombres. Los cítricos hacen la sangre más liquida, lo que mejora la circulación sanguínea a los cuerpos cavernosos del pene.

La salud sexual masculina es directamente dependiente de la pauta del sistema muscular y el estado general del cuerpo, por lo que cada uno de ustedes debe tratar de organizar el modo del día, el tiempo para rendir homenaje a los demás, a fin de incluir en la dieta los alimentos saludables, no se olvide de las actividades deportivas.

Los minerales necesarios para la función reproductiva de los hombres

Además de las vitaminas, el cuerpo masculino necesita un conjunto de los minerales para el funcionamiento normal del sistema reproductor masculino. Los más importantes son el selenio y el zinc. El zinc es en realidad un material de construcción para la hormona testosterona – sin zinc los agentes de moléculas no se forman. Existe una relación directa – no hay zinc, la testosterona no se produce, como resultado – no hay deseo sexual y potencia se cae. Zinc actúa como un profiláctico contra la prostatitis y aumenta la motilidad del esperma y la actividad de los espermatozoides, aumentando la posibilidad de la concepción. La dosis diaria de este mineral para los hombres es de 15 mg. El selenio afecta a la función reproductiva, aumenta la calidad del esperma – gracias a ello, es especialmente útil para los hombres que sufren de la infertilidad masculina. Mineral implicada en la síntesis de la testosterona y, en general, mejora el funcionamiento de los órganos genitales. La dosis diaria es de 60-70 microgramos de selenio.
Una fuente de los minerales necesarios para la salud masculina es la calabaza – el producto típico para el tiempo frío. Calabaza – grande de vegetales redonda de color naranja, que tiene una masa de propiedades útiles y nutricionales. El fruto de la calabaza puede alcanzar los tamaños y pesos grandes (hasta 1 metro de diámetro, el peso puede ser de hasta 200 kg.). Este vegetal “solar” es muy valioso, enriquecido con micronutrientes esenciales del producto. Semillas de girasol, la pulpa y el jugo de la fruta han encontrado su amplia aplicación en muchos campos de la vida humana.